Salta: “A Mirna la mató el discurso de odio”

Tras la muerte de la joven trans de 30 años en Güemes luego de tres meses en coma por un ataque de odio, la familia pedirá que el caso se juzgue como travesticidio.

29 de enero de 2019

Por Elena Corvalán, desde Salta

La familia de Mirna Antonella Eva Di Marzo, la mujer trans de 30 años que falleció el domingo en Güemes (Salta) después de estar tres meses en coma tras una golpiza salvaje,  impulsará el cambio de carátula a transfeminicidio o travesticidio. Así lo confirmó a Presentes el abogado que la representa, José Lazarte: “El discurso de odio es el que mató a Mirna y es el que sigue matando a mujeres trans».

Norma Di Marzo, hermana de la joven, agregó a Presentes que la familia espera poder reunirse con su abogado cuanto antes para informarse sobre el estado de la causa contra Gareca y comenzar a impulsar que se haga justicia. “No sabemos nada (sobre la investigación) porque anduvimos todo este tiempo con Mirna”, dijo la mujer.  

LEER MÁS Salta: Falleció la joven trans, después de tres meses en coma por ataque de odio

El acusado por el ataque a Mirna Antonella es José Gustavo Gareca, un hombre de 44 años, detenido después del ataque y en prisión desde entonces. Oriundo de Güemes, tiene antecedentes por violencia de género que incluyen un el femicidio de una vecina: en abril había salido en libertad condicional después de estar 17 años preso por esa y otras causas. Y también es responsable de otro ataque que ocurrió horas después del de Mirna y antes de ser detenido: atacó a otra mujer en la plaza de Güemes.

Mientras se prepara el pedido del cambio de carátula a travesticidio o transfemicidio, lo que se prevé es que la Fiscalía Penal 3 de la Unidad de Graves Atentados contra las Personas, a cargo de Rodrigo González Miralpeix, lo acuse por el delito de homicidio agravado por mediar violencia de género.

Familia, amigues y vecines la despidieron

Mirna Antonella falleció a las 5.30 de la mañana del domingo 27 de enero en el Hospital Joaquín Castellanos, de Güemes, donde estuvo internada tres meses en estado de coma. El funeral fue el lunes con la presencia de familiares y el acompañamiento de amigues y vecines.

LEER MÁS: Salta: Es trans, la golpearon brutalmente a la salida de un boliche y está grave

Según contó a Presentes el periodista güemense Ángel Teseyra, Mirna era una chica conocida y querida en su ciudad y en su barrio, La Tablada. De una familia de trabajadores de clase media, “en Güemes no se la discriminaba, sino al contrario”, dijo el periodista. Y recordó que “ella estaba estudiando, que esperaba terminar el secundario” y que “en su familia tenía mucha contención”, contó el periodista y puso énfasis en las fallas del sistema judicial que posibilitaron que “alguien como Gareca” estuviera en libertad y pudiera volver a agredir.

El abogado explicó también que aún están investigando las condiciones en las que se le otorgó la libertad condicional a Gareca.

“La mató el discurso de odio”

Integrantes de organizaciones del colectivo LGBTIQ de Salta coinciden en que este travesticidio de enmarca en el discurso de odio de sectores antiderechos. “A Mirna la mató el discurso de odio. La mató la intolerancia de una sociedad (…) Estos discursos aún emergen y que están presentes y obviamente algunos dirigentes políticos y sociales utilizan este odio para ganar votos y esto va direccionado por determinadas personas que las conocemos”, dice la titular del área de DIversidad Sexual, que depende de la Subsecretaría de Políticas de Género de la provincia de Salta, Victoria Liendro. Y remarca la necesidad y urgencia de Educación Sexual Integral (ESI): “Para que nosotras, nuestras vidas, nuestras tramas sean entendidas y respetadas, reconocidas, hay que hablar en todos los ámbitos: la escuela es uno, para que en ese entorno no se las expulse a las futuras compañeras, compañeros trans, y para que las familias también acompañen los procesos de gestión nuestros hijos e hijas en el desarrollo personal de su identidad”, afirmó Liendro.

En tanto, María Pía Ceballos, activista trans y una de las directoras del Observatorio de Violencia contra las Mujeres “Rosana Alderete” (OVCM), denunció la persistencia en la provincia de grupos conservadores que fomentan el odio hacia las personas trans. “Estos grupos antiderechos responden a sectores conservadores de la provincia de Salta con cabeza en la senadora nacional Cristina Fiore, el diputado provincial Andrés Suriani, el diputado nacional Alfredo Olmedo y todo ese sector que habla de la ideología de género, que habla de ‘con mis hijos no te metas’. Lo que están provocando en la sociedad es violencia”, denunció. Y sostuvo que, por la influencia de estos grupos, el gobierno provincial no está generando políticas públicas para prevenir estos casos.

Advirtió asimismo que estos dirigentes no solo desinforman y hacen proselitismo religioso, sino que  “están de campaña con esto. Lo terrible es que en su unión con grupos evangélicos están impulsando a los electores a votar a representantes de estos sectores.

Además de su rol de funcionarias, Liendro y Ceballos son referentes del colectivo LGBTIQ en Salta y el país. El OVCM es un organismo creado por ley cuyo objetivo es monitorear políticas públicas y recopilar datos de la realidad y recomendar vías de acción. En este caso concreto, viene acompañando a la familia Di Marzo desde que se cometió la agresión.

Igual que Norma Di Marzo, Pía Ceballos, indicó que en breve se hará una reunión con el abogado: “Desde Mujeres Trans Argentina, nuestra organización social y de la diversidad de las personas trans, queremos cadena perpetua, queremos pedirle al fiscal y a la jueza interviniente, Ada Zunino, impongan la figura del transfemicidio y travesticidio”, concluyó.

29 de enero de 2019

Somos Presentes

Apostamos a un periodismo capaz de adentrarse en los territorios y la investigación exhaustiva, aliado a nuevas tecnologías y formatos narrativos. Queremos que lxs protagonistas, sus historias y sus luchas, estén presentes.

APOYANOS

Apoyanos

SEGUINOS

Estamos Presentes

Esta y otras historias no suelen estar en la agenda mediática. Entre todes podemos hacerlas presentes.

COMPARTIR