#8M: Feminidades diversas dicen por qué marchan en Perú

“No hay un tipo de mujer y no todas las mujeres somos homogéneas”, dice la comunicadora y activista Pilar Rojas. Junto a Alexandra Hernández Muro y a la activista trans Javiera Alejandra Arnillas cuentan sus experiencias, interpelan al feminismo, llaman a marchar y dicen qué exigen al Estado en el Día Internacional de la Mujer.

7 de marzo de 2017
“No hay un tipo de mujer y no todas las mujeres somos homogéneas”, dice la comunicadora y activista Pilar Rojas. Junto a Alexandra Hernández Muro y a la activista trans Javiera Alejandra Arnillas cuentan sus experiencias, interpelan al feminismo, llaman a marchar y dicen qué exigen al Estado en el Día Internacional de la Mujer, que convive con una oleada ultraconservadora de la sociedad peruana. La movilización parte a las 18hs de Cdra. 6 de la Av. Salaverry -cruce con Jr. Nazca; Jesús María (Lima).

Fotos y video: Esteban. M Marchand

 

“Cuando eres trans no te ven como una chica, te ven como un espectro”

Es importante mencionar que la feminidad y el ser mujer no está necesariamente relacionado a cuestiones que son solo físicas. Me parece importante como mujer trans conmemorar este día para poder incluirnos nosotras que por mucho tiempo hemos estado invisibilizadas.

Creo que el Estado tiene que reconocernos como lo que somos en nuestros documentos de identidad. Que podamos cambiar los nombres legales, cambiar el sexo en el DNI. Eso es lo primordial.

Además el Estado debe trabajar desde la educación.

Las personas de creencias ultraconservadoras están poniendo muchas trabas personas en diversidad.

Las personas que se proclaman feministas y se abanderan por la igualdad y equidad pero que no incluyen a las mujeres trans me parece que tienen un enfoque sesgado de la lucha.

[LEÉ TAMBIÉN: Cuando el límite del feminismo son las feminidades trans]

A veces siento que como mujer trans estoy doblemente discriminada. El ser mujer te subyuga en la sociedad a lo masculino y cuando eres notoriamente trans la gente te empieza a señalar. No te ven como una chica, te ven como un espectro, como un hombre que solo está rompiendo las normas, pese a que mí mente siempre ha sido femenina.

Espero que las mujeres del colectivo LGBTIQ sean tratadas con dignidad y sin discriminación.

Quiero que se nos trate de una manera en la que seamos gente tan digna como los hombres. Que no tengamos que estar sufriendo acoso en las calles, que no tengamos que tener menos oportunidades laborales por el hecho de ser mujeres.

Que no tengamos que sufrir discriminación por quien nos gusta, porque finalmente el amor es amor. (Javiera Alejandra Arnillas: actriz en formación, activista en Gpuc y Reforma Trans Pucp) 

“No hay un tipo de mujer y no todas las mujeres somos homogéneas.” 

Es importante conmemorar el Día internacional de la Mujer porque hay que saber cómo es que hemos logrado tener los derechos que hoy tenemos las mujeres. No es porque de pronto un Estado dijo: bueno, ahora las mujeres tienen derecho a educarse, a la igualdad de condiciones como los varones. Es una lucha histórica y es importante que nosotras sepamos qué ha pasado y qué mujeres han luchado para llegar hasta donde estamos.

Ahora hay un mensaje bastante conservador para impulsar la idea de que la mujer tiene unos roles fijos y los varones tienen otros roles. En esta ola conservadora en Latinoamérica tenemos que posicionar la igualdad como defensa, igualdad política, igualdad al momento de decidir por nuestros cuerpos.

[LEÉ TAMBIÉN: #Perú: La ideología del odio contra la comunidad LGTBIQ]

Como mujer, como migrante y como lesbiana yo sentí la discriminación hace diez años al llegar a Lima y que veo que hoy está muy presente en nuestra sociedad. En las últimas encuestas vemos que las personas más discriminadas son las de provincia, las LGBTI, las mujeres indígenas.

En parte entiendo el miedo de algunas compañeras de incluir a las mujeres diversas en sus luchas. Una trata de posicionar sus agendas y se necesita encontrar una opinión pública favorable.

Es sabido que la inclusión de mujeres lesbianas y trans no ayuda a una buena recepción en parte de la sociedad. Entiendo el miedo, pero finalmente el feminismo me ha enseñado que todas las personas tenemos derecho de vivir con dignidad.

El feminismo es un verbo, se hace y se vive. La coherencia de que todos somos iguales no es solo de palabra y hay que trasladarlo a nuestras vivencias. Hay que perder el miedo, la suma de diversidad de mujeres suma a la lucha, suma a la lucha.

Espero que no en mucho tiempo las distintas demandas de las diversidades de mujeres se cumplan. No hay un tipo de mujer y no todas las mujeres somos homogéneas. Vamos a tener un escenario adverso pero tenemos que seguir resistiendo y espero que el Estado esté mucho más activo en la defensa de las mujeres. Espero que no se legisle en base a creencias religiosas sino en base al derecho internacional de protección de las personas. (Pilar Rojas: comunicadora, activista por Más Igualdad Perú)

“Las feministas deberían de ser las primeras en incluir a la población trans” 

 

Es muy importante ligar la lucha feminista a la lucha LGBTIQ. En el caso de las mujeres que somos de alguna diversidad sexual es importante que existan: protocolos de salud de atención para personas trans y para mujeres lesbianas; formas de atención que respeten las distintas identidad de géneros.

 Otras demandas son las que tienen que ver con el aborto libre, es muy importante con el alto índice de violaciones y muertes. También sería importante reclamar que se incluya en las currículas educativas la enseñanza en igualdad de género y enfoque de género.

 Es un error pensar que hay un solo feminismo, algunos están mucho más ligados a la mujer y al cuerpo sexuado que tiene que ver con lo biológico, con tener vagina o tetas.

 Sin embargo, el feminismo es mucho más amplio y ha sido el primer movimiento en reconocer que el género es construido. Por lo tanto, las feministas deberían de ser las primeras en incluir a la población trans dentro de su lucha.

[LEÉ TAMBIÉN: #8M: así se preparan a marchar las lesbianas y trans en Chile]

Hay que tener un enfoque interseccional para incorporar identidades distintas, que tienen que ver con la raza y clase social que nos tocan y afectan de maneras distintas. El feminismo tiene que empezar a incluir esas diferencias para que empiece a ser un feminismo real.

 Mi expresión de género es bastante femenina y cuando voy por la calle no tengo una opresión por no identificarme con el sexo mujer. Sin embargo, cuando he estado con chicas y he salido o se me ha visto socialmente con mujeres, sí me he visto vulnerada u oprimida. Es extraño para la sociedad encontrar a dos mujeres que se puedan amar o querer.

 Por ser mujer, me he sentido vulnerada cuando los hombres se asumen dueños de tu corporalidad e identidad y eso implica que tu está orientado hacia ellos. Que una mujer tenga afecto por otra mujer de una manera está violando la ‘norma’ de que el cuerpo femenino es para el consumo masculino.

Espero que se eduque; no tengo muchas expectativas u esperanzas de la gente que ahorita está en política. Estamos hablando de generaciones anteriores en donde la binaridad está muy establecida, no solamente en términos de género sino también de orientación.

Si nosotros empezamos a enseñarles a los y las niñas que nos podemos ubicar libremente y que nacemos diversos, creo que ayudaría a que las nuevas generaciones no tengan tantos problemas de salud mental asociados a la discriminación como la depresión y la ansiedad. (Alexandra Hernández Muro: psicóloga clínica, activista LGBTIQ)

 

Seguí a Presentes:

Twitter @PresentesTLGBI

Instagram: PresentesTLGBI

Facebook: https://web.facebook.com/presentesTLGBI/

 

7 de marzo de 2017

Somos Presentes

Apostamos a un periodismo capaz de adentrarse en los territorios y la investigación exhaustiva, aliado a nuevas tecnologías y formatos narrativos. Queremos que lxs protagonistas, sus historias y sus luchas, estén presentes.

APOYANOS

Apoyanos

SEGUINOS

Estamos Presentes

Esta y otras historias no suelen estar en la agenda mediática. Entre todes podemos hacerlas presentes.

COMPARTIR