COVID-19 – Perú

El 6 de marzo se detectó el primer paciente con coronavirus en el Perú. Hasta el 9 de mayo se informaron 61.847 casos y 1.714 muertes. Sólo puede salir una persona encargada del hogar a realizar compras cercanas y otros deben portar un pase de tránsito (trabajadores de primera necesidad, periodistas, etc.). La cuarentena se…

9 de abril de 2020

El 6 de marzo se detectó el primer paciente con coronavirus en el Perú. Hasta el 9 de mayo se informaron 61.847 casos y 1.714 muertes. Sólo puede salir una persona encargada del hogar a realizar compras cercanas y otros deben portar un pase de tránsito (trabajadores de primera necesidad, periodistas, etc.). La cuarentena se extendió hasta el 24 de mayo pero la gente sale igual a las calles porque tiene que trabajar. «La situación está incontrolable, las líneas de salud están colapsadas. Todos los mercados son focos de infección», dice la activista lesbofeminista Vero Ferrari.

Se estableció la entrega de un bono de 380 soles para personas en situación de pobreza o pobreza extrema que debería cubrir a tres millones de peruanxs. «Pero estos bonos no llegan. No están funcionando bien las articulaciones del Estado», agregó Ferrari.

Violencia en los hogares

En estas circunstancias, hay una gran cantidad de poblaciones que se han visto afectadas, el 22 de marzo se registró el primer feminicidio en cuarentena. La Línea 100, encargada de recibir las denuncias de violencia de género, hasta el momento ha recibido 2500 llamadas, 207 casos ya cuentan con denuncia, y en 38 casos, la víctima ha pasado a un albergue. 600 de estas llamadas son de niñxs y adolescentes para denunciar que están golpeándolos a ellxs o a sus hermanitxs

Migrantes y personas trans en Perú

Otra población en riesgo son el casi millón de venezolanxs (862 mil en 2019) que llegaron a Perú por la crisis de su país. El gobierno peruano decidió no otorgarles bonos a ellos, a pesar de que la mayoría realizaba labores de servicio o estaban en la informalidad, por lo que se encuentran en una encrucijada, morir de hambre o violar la ley.

La población trans ha venido organizándose para enfrentar la crisis a través de donativos, monitoreo de organizaciones sociales trans y políticas municipales. La directora de Féminas, Leyla Huerta, señala que han cubierto a 181 mujeres trans del Callao, Lima Este, Lima Norte y Lima Sur, gracias a los donativos que estuvieron recolectando en los primeros días que se anunció la cuarentena, así como también han logrado cubrir a 120 mujeres del Cercado de Lima gracias a la Gerencia de la Mujer de la Municipalidad de Lima. 

Huerta señala que se han generado fuertes lazos de solidaridad de las mujeres trans en estos tiempos de crisis, incluso algunas cocinan para sus casas y para las casas de otras mujeres, con la finalidad de que no pasen hambre mientras no puedan salir.

Taki Robles, de la asociación trans Amigas por Siempre, del Callao, señala que están afrontando la crisis con dos medidas: entrega de víveres que han sido donados y brindando comida a través de una olla común. “Esta pandemia nos afecta porque nosotras vivimos del día a día y esta medida agarró a la gran mayoría con los bolsillos vacíos, lo que nos sobreexpone a situaciones de vulnerabilidad y marginación muy marcadas. Encerrar en sus casas a las chicas es solo verlas languidecer sin asistencia social y más aún cuando muchas no han calificado para el bono de los 380 soles”, remarcó.

Personas viviendo con VIH

El coordinador de proyectos de la organización Jóvenes cambiando VIHdas, Raúl Cabrera, señaló que las personas con VIH sí estaban recibiendo la medicación correspondiente y, por la emergencia sanitaria, el Ministerio de Salud había dispuesto que la reciban mínimo para tres meses, para que no se expongan al salir de casa cada mes.

Hasta el momento solo en la ciudad de Huancayo, una persona con VIH se quejó de que no había recibido su medicación por una semana debido al desabastecimiento, y que cuando fue a pedirla el personal de salud la maltrató. Luego de que la denuncia se hiciera pública, ayer le entregaron toda su medicación.

Sin denuncias pero en alerta 

Hasta el momento no se ha registrado ninguna denuncia de discriminación o violencia contra las personas LGTBI de parte de la policía o las Fuerzas Armadas. Pero sabemos que esto es usual incluso en tiempos más tranquilos, el ejercicio de la ciudadanía LGTBI en el Perú está disminuido y son constantes las violencias que sufre la comunidad.

En ese sentido, si lxs niñxs y adolescentes LGTBI ya estaban en riesgo sin necesidad de ninguna pandemia, actualmente, encerrados en sus casas pueden estar pasándolo peor. Las organizaciones LGTBI y feministas están atentas y vigilantes a estas situaciones y han exigido al Estado peruano tomarlas en cuenta para cualquier medida paliativa de la crisis sanitaria.

Leé más

9 de abril de 2020

Somos Presentes

Apostamos a un periodismo capaz de adentrarse en los territorios y la investigación exhaustiva, aliado a nuevas tecnologías y formatos narrativos. Queremos que lxs protagonistas, sus historias y sus luchas, estén presentes.

APOYANOS

Apoyanos

SEGUINOS

Estamos Presentes

Esta y otras historias no suelen estar en la agenda mediática. Entre todes podemos hacerlas presentes.

COMPARTIR