#Córdoba Crimen de odio de una joven trans: “La asesinaron brutal y alevosamente”

Azul Montoro, una joven trans, tenía 23 años y fue asesinada esta madrugada en una pensión de Córdoba capital. Había ido a cuidar la pieza de una amiga que estaba de viaje. Las organizaciones de la diversidad sexual convocan a concentrar hoy a las 17 frente a la Jefatura de Policía.

18 de octubre de 2017

Por Alexis Oliva, desde Córdoba Azul Montoro, una joven trans, tenía 23 años y fue asesinada esta madrugada en una pensión de Córdoba capital. Había ido a cuidar la pieza de una amiga que estaba de viaje. Algunas organizaciones de la diversidad sexual convocan a concentrar hoy a las 17 frente a la Jefatura de Policía. Otras analizan presentarse querellantes ante la Justicia por el travesticidio. Azul fue asesinada a puñaladas esta madrugada en una pensión de la calle Rincón al 150, en el centro de Córdoba capital. Los investigadores de la Policía intentan localizar al agresor a partir del rastreo del teléfono móvil de la víctima. Azul Montoro tenía 23 años y era oriunda de Villa Mercedes, San Luis. Su medio de supervivencia era el trabajo sexual en la zona del Mercado Norte, distante a tres cuadras de la pensión donde se perpetró el crimen. Una amiga le había pedido a Azul que le cuidara la pieza, porque se iba de viaje a San Juan. A las cinco de la mañana, una de sus compañeras, Maina Carrizo, fue a buscarla a la pensión.  La encontró muerta y ensangrentada, con una profunda herida en el cuello y varias puñaladas en el tórax. El perro de Azul también estaba muerto y le habían cortado una oreja.

Hay un sospechoso

Maina Carrizo es activista de la Asociación de Travestis, Transexuales y Transgénero  de Argentina (ATTTA) filial Córdoba, y apenas pudo reaccionar dio aviso a la policía y a su organización. “La asesinaron brutal y alevosamente”, dijo a Presentes Celeste Giachetta, referente de ATTTA Córdoba. Además, contó que la Policía Judicial y la Fiscalía 12, a cargo de Guillermo González, actuaron con rapidez y “ya tienen un sospechoso”.
[LEÉ TAMBIÉN: Córdoba marchó por primera vez para decir #BastaDeTravesticidos]
Los forenses debieron trabajar varias horas en el lugar y recién esta mañana a las 10.15 retiraron el cuerpo.  A esa hora, la madre de la víctima ya viajaba desde San Luis hacia Córdoba.  En la vereda de la pensión, una veintena de amigas y compañeras intentaba entender el porqué de tanto ensañamiento. Una de ellas, integrante del Centro Sociocultural Trans “Laura Moyano”, recordó: “Azul era una dulzura. Solía ir al Centro Cultural a retirar el módulo alimenticio y preservativos. En los últimos tiempos iba menos, porque estaba trabajando un poco mejor. Y mirá lo que le pasa…”.

“El abandono del Estado nos deja expuestas a la violencia”

“La situación de violencia que debemos soportar las mujeres trans día tras día tiene su máxima expresión en los femicidios terribles que se perpetúan sobre nuestros cuerpos. Repudiamos la situación de abandono por parte del Estado, dejándonos expuestas a la violencia y crímenes de odio. El Estado también es responsable. Córdoba sigue sin políticas públicas concretas para el resguardo, reparación y empleo de personas trans, avalando el trabajo sexual como único medio de supervivencia”, plantea el comunicado de ATTA.
[LEÉ TAMBIÉN: Córdoba: golpearon a una trans y subieron el video a las redes]
Algunas organizaciones de la diversidad sexual convocan a concentrar hoy a las 17 frente a la Jefatura de Policía, en Colón y Santa Fe. Y otras evalúan presentarse como querellantes en la causa para evitar que el caso quede impune. Por su parte, Ivanna Aguilera, presidenta de Devenir Diverse, señaló a Presentes: “Todo femicidio tiene brutalidad, pero los travesticidios tienen un doble ensañamiento. En este caso, hasta el perro le mataron”. Aguilera es además referente Provincial de la Convocatoria Federal Travesti y Trans de Argentina, y considera que es posible prevenir: “Hace quince meses, le presentamos a la concejal Miriam Acosta, presidenta de la comisión de Equidad de Género del Concejo Deliberante, un proyecto para la Promoción del Empleo Formal para Personas Trans, pero todavía sigue durmiendo. Si proyectos como éste estuvieran en marcha, Azul y tantas otras estarían vivas. A ellas no les queda otra que la prostitución, y la prostitución mata. Es responsabilidad del Estado. Y hay que trabajar además con la policía y en tribunales”. También desde el Centro “Laura Moyano” aseguraron que harán “todo lo posible para aportar a la justicia y que este crimen no quede impune”, como ocurrió en el caso que da nombre a su organización: “Hasta ahora la fiscalía y la policía se han movido bien, pero si vemos que quieren cerrar la causa así nomás o no investigarla como un femicidio o travesticidio, trataremos de constituirnos como parte querellante para poder intervenir en el proceso judicial”. Laura Moyano, golpeada con una piedra y ahorcada en julio de 2015, y Azul Montoro hoy integran una larga lista de víctimas trans sin justicia en Córdoba, como Estrella Belén Sánchez, Denisse Montenegro, Cindy Arias, Vanesa Ledesma, Pamela Torres, Marion Gorak y Viviana Echenique, entre otras.  ]]>

18 de octubre de 2017

Somos Presentes

Apostamos a un periodismo capaz de adentrarse en los territorios y la investigación exhaustiva, aliado a nuevas tecnologías y formatos narrativos. Queremos que lxs protagonistas, sus historias y sus luchas, estén presentes.

APOYANOS

Apoyanos

SEGUINOS

Estamos Presentes

Esta y otras historias no suelen estar en la agenda mediática. Entre todes podemos hacerlas presentes.

COMPARTIR

1 comentario

Los comentarios están cerrados