#LIBROS Marlene Wayar: Teoría travesti-trans sudamericana

Anticipo del libro Marlene Wayar Travesti/Una teoría lo suficientemente buena (Editorial muchas nueces, 2018).

28 de septiembre de 2018

Por Marlene Wayar

Fotos: Editorial muchas nueces 

Extracto de Marlene Wayar Travesti/Una teoría lo suficientemente buena (Editorial muchas nueces, 2018)

Está robado de Donald W. Winnicott; es uno de sus aportes al Psicoanálisis: “Una mamá lo suficientemente buena”, aquella capaz de ilusionar al infante de ser unidad con la madre, de ser él quien crea el pecho que lo alimenta, para ir desilusionándolo paulatinamente. El infante, así, toma dimensión de su dependencia extrema con el mundo, de la realidad y de su propia subjetividad.

Esta teoría nos urge ante la terrible propuesta hegemónica de ser mutaciones antropológicas rumbo a estar al comando de la tecnología de crianza, alimenticia, educativa, sanitaria, comunicacional y, sobre todo, relacional. Esta teoría es urgente ante la pérdida de la conciencia plena de que somos seres reproductivos, que producimos subjetividad, que una subjetividad equilibrada se produce bajo la necesariedad de la mutua dependencia y que ese equilibrio es entre ser mismidad y nostredad.

Esta es una teoría lo suficientemente buena para comenzar a accionar en vistas a una transformación antropológica que nos devuelva autonomía, que nos devuelva la desconfianza necesaria para una crianza con amor responsable, lejos de toda banalidad. Entender el amor responsable es crucial.

¿Qué tiempo dedicamos a la crianza? ¿Qué cuidados? ¿Qué alimentación brindamos? ¿Es la medicalización/psiquiatrización una respuesta humana y amorosa? ¿La tecnología médica está orientada a sanar el cuerpo o está ganada por el concepto empresario? ¿Qué signamos al decir “educación”? ¿Educamos o adiestramos? ¿Domesticamos para la sumisión? ¿Nos comunicamos o repetimos una ideología lenta y constantemente impuesta desde los medios? ¿Cómo carajo nos estamos relacionando en el hogar, la escuela, las universidades, los centros de salud, los espacios/tiempos de esparcimiento y recreación, los tiempos/espacios de producción de bienes y servicios?

Es esta una teoría en construcción, lo suficientemente buena como para despertar conciencias que se sumen a la acción reproductiva de subjetividades capaces de empatizar con la otredad, capaces de la creatividad necesaria que Oscar Wilde reclama para observar ante quien roba no un problema jurídico con ánimo punitivo sino un problema de equidad social de alguien que roba para dar de comer a su prole. Es lo suficientemente buena como para ver qué resultados venimos obteniendo con las mismas estrategias y tener el coraje de cambiarlas.

Es al menos necio en grado sumo pretender resultados diferentes realizando los mismos actos. Necesitamos salir de la negación constante de nuestra responsabilidad de los actos individuales, colectivos, sociales e institucionales. Detrás de un Estado que criminaliza, hay necesariamente una sociedad que lo hace. Somos cómplices, por acción u omisión. Yo soy con mi Estado y sociedad ejecutor/a de racismo, xenofobia, misoginia, transfobia. Un Estado que discrimina.

 

28 de septiembre de 2018

Somos Presentes

Apostamos a un periodismo capaz de adentrarse en los territorios y la investigación exhaustiva, aliado a nuevas tecnologías y formatos narrativos. Queremos que lxs protagonistas, sus historias y sus luchas, estén presentes.

APOYANOS

Apoyanos

SEGUINOS

Estamos Presentes

Esta y otras historias no suelen estar en la agenda mediática. Entre todes podemos hacerlas presentes.

COMPARTIR

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario