#Chile La Ley de Identidad de Género se discutirá en el Congreso

Luego de que el gobierno de Michele Bachelet enviara un oficio pidiendo la “discusión inmediata“, el proyecto se aprobó en la Comisión de Derechos Humanos de la Cámara de Diputados de Chile y se tratará por primera vez en la sala el próximo martes 16.

3 de enero de 2018

Fotos: Josean Rivera / Archivo Presentes.

Luego de que el gobierno de Michele Bachelet enviara un oficio pidiendo la “discusión inmediata”, el proyecto se aprobó en la Comisión de Derechos Humanos de la Cámara de Diputados de Chile y se tratará por primera vez en la sala el próximo martes 16. La noticia, inesperada y muy positiva, llegó tras cuatro años de trámite y más de 14 revisiones del proyecto en el Senado. La urgencia del Ejecutivo en el tratamiento de la iniciativa tiene una razón concreta: luego de ganar las elecciones presidenciales, Sebastián Piñera acordó con Chile Vamos –su partido- rechazar las propuestas legislativas emblemáticas del gobierno de Bachelet, en particular esta y otras que consideran “malas”. Es decir que esta es la última oportunidad para discutir e intentar aprobar la ley, porque cuando Piñera asuma la presidencia la ley caerá.

[LEÉ TAMBIÉN Tensión en las audiencias públicas por la Ley de Identidad de Género]
Quieren volver al proyecto original El gobierno de Bachelet no sólo busca que se apruebe la iniciativa sino que además aspira a que el proyecto recupere su contenido original: luego del paso por el Senado perdió algunos artículos fundamentales, tales como el derecho al cambio registral de nombre y sexo para niños, niñas y adolescentes. También se busca anular los requisitos que se agregaron para los adultos: por ejemplo, solicitudes de exámenes médicos y psiquiátricos para autorizar el cambio. En total son seis las observaciones que la asociación Organizando Trans Diversidades (OTD) presentó al proyecto que el martes se discutirá en el Congreso. Las otras son las indicaciones de “protección de derechos de terceros”, que implica que familiares directos ascendentes y descendientes puedan oponerse; la obligación de terminar el Acuerdo de Unión Civil –que existe para parejas heterosexuales y homosexuales- antes de poder acceder al cambio de sexo registral; la obligación de cambiar el nombre si no coincide con el nuevo sexo registral: y por último, que se tome los 16 años como edad de adultez cuando la ley considera menores adultos y por lo tanto penalizables a los varones desde los 14 y a las mujeres desde los 12. Todo esto estará en la discusión del martes 16, que además coincidirá con la visita del Papa Francisco al país y estará en la tapa de todos los diarios.]]>

3 de enero de 2018

Somos Presentes

Apostamos a un periodismo capaz de adentrarse en los territorios y la investigación exhaustiva, aliado a nuevas tecnologías y formatos narrativos. Queremos que lxs protagonistas, sus historias y sus luchas, estén presentes.

APOYANOS

Apoyanos

SEGUINOS

Estamos Presentes

Esta y otras historias no suelen estar en la agenda mediática. Entre todes podemos hacerlas presentes.

COMPARTIR