Centro Frida: “Quedan a la intemperie cuando deciden sobre su vida y su cuerpo”

El Centro de Integración Frida alberga a mujeres trans, travestis y cis en situación de calle en la Ciudad de Buenos Aires. Una de sus coordinadoras, Florencia Montes Paez, habló con Presentes acerca de las relación entre género, sexualidad, clase y derecho a la vivienda. Hoy este espacio tiene el doble de personas en lista de espera que el año pasado.

Elecciones: ¿Por qué no hay casi candidatxs LGBT en las listas?

“El movimiento  lgttbq en la Argentina es uno de los más potentes y activos del continente”, escribe Gabriela Borrelli Azara. ¿Por qué no lleva más gays, lesbianas y trans a las listas de los principales partidos políticos?, se pregunta. Y propone al arco político nacional “una ley de cupo trans, en lo laboral y en las cámaras para encarar una verdadera lucha contra los travesticidios y  crímenes contra lesbianas y gays”.

“Ideología de género” en Chile: así hablan fanáticos y gobernantes

Niki Raveau, historiadora y activista trans, fue a las manifestaciones anti-LGBTI que se desplegaron ayer en Santiago de Chile. Puso el cuerpo e Interpeló a lxs participantes, que le decían estar contra la “ideología de género”. Aquí escribe la crónica de la jornada y reflexiona: ¿Hasta cuándo tendremos que soportar a todos estos pastores, legisladores y gobernantes acomplejados y cobardes que incitan la muerte?

Bruno A Comas, cineasta, Paraguay, Festival de cine LGBTI

#Paraguay: El festival de cine LGTBIQ que lucha contra prejuicios y estereotipos

Hasta el 15 de julio, el Festival de Cine Lesbigaytrans exhibe en Asunción más de 47 títulos: largometrajes, cortometrajes y documentales de temática LGTBIQ. Dos de los cineastas de la nueva generación que participan del festival, Sonia Moura y Bruno A. Comas, contaron a Presentes por qué buscan construir una escena paraguaya de cine LGTBI libre de estereotipos. “Con el cine podemos ir poco a poco rompiendo esquemas”.

Se burlaron en la radio de su identidad de género: ésta es su respuesta

SaSa Testa tiene 31 años y es una persona de género no binario: fluido. La semana pasada, un programa radial retomó sus dichos para burlarse de su identidad, diciendo que era una enfermedad o pose. SaSa lxs denunció y responde en esta columna de opinión. “No vamos a descansar en la tarea de que algún día, aunque quizás no lleguemos a verlo, dejemos de ser todOs y seamos todEs. Que viva la anarquía de géneros.”